¿Y si el mar me arrastra?

corrientes-de-resaca-entradilla

Corrientes de resaca

El mar es un elemento vivo; nunca está inmóvil. Sus movimientos dependen de la influencia de la luna, la temperatura, la densidad del agua, la fuerza del viento…

Los socorristas conocemos la playa en la que prestamos servicio y estamos pendientes del estado del mar, el viento, las tormentas… debemos tener en cuenta también factores ambientales como la presencia de medusas, vertidos, objetos flotantes, por supuesto del oleaje…

Las olas, que varían según el viento y la profundidad, pueden romper suavemente o con violencia cuando el fondo marino baja bruscamente, produciendo una situación de riesgo para los bañistas. Existen también las corrientes oceánicas, que son ríos enormes dentro del mar. Las corrientes superficiales son debidas al viento y la rotación de la tierra. Las profundas, de gran importancia para la vida en el mar, los cambios de temperatura y el aporte de oxígeno que producen las hace vitales para los habitantes de las aguas.

Pero las corrientes que más nos interesan como socorristas son las corrientes de resaca, en realidad no son corrientes marinas como tales, no son continuas ni permanentes, dependen del momento y la orografía del terreno. En determinados lugares pueden predecirse mientras el viento y la marea se mantengan, pero en otros son impredecibles. Estas corrientes de resaca (Rip current) son las que mayor número de rescates provocan entre nuestros SOS y en general en todas las playas donde se producen.

Una corriente de resaca se origina en la orilla, con mayor frecuencia en bancos de arena y espigones. Contiene el agua de las olas que ya han roto y se dirige mar adentro en perpendicular a la playa. Como más cerca está de la orilla más velocidad adquiere y su fuerza es mayor cuanto mayor es la cantidad de olas y cuando baja la marea.

Se crean en puntos concretos de la playa, sea por la pendiente pronunciada del fondo, o, en ocasiones, por la confluencia de dos corrientes que discurren en sentido contrario.

Imagina un triángulo con la punta hacia la orilla. En el vértice se inicia la corriente que te arrastra mar adentro. No te llevan hacia el fondo, no te hunden, solo te alejan de la playa. Tienes la sensación de que te aspira. Son corrientes con mucha fuerza, ni siquiera expertos nadadores pueden salir de ellas.

La forma de salir es sencilla si la conoces y mantienes la calma. No luches contra ella, deja que te lleve y trata de salir hacia los lados, en diagonal, en un ángulo de 45 grados. Si te sientes fatigado, levanta la mano para que el socorrista te localice y trata de flotar y nadar en paralelo a la playa, se irá debilitando y en cuanto salgas del canal de la corriente las olas te aproximarán a la playa.

Si observas a alguien en problemas en una corriente de resaca, avisa al socorrista, no trates de ayudarle por ti mismo. Recuerda que la fuerza de estas corrientes es mayor que la de un experto nadador. Mientras llega la ayuda, grítale la forma de salir, pídele que trate de flotar y que no se agote nadando contra corriente.

En el dibujo siguiente verás gráficamente cómo salir de una corriente de resaca.

corrientes-de-resaca-infografia

Siempre que es posible señalizamos las corrientes para que los bañistas las eviten. Os diré que, alguna vez, los socorristas utilizamos esas corrientes para llegar más rápido a una víctima, la fuerza nos impulsa mar adentro y nos ayuda, pero en la mayoría de las ocasiones generan problemas y rescates que no siempre son sencillos.

Recuerda: si mantienes la calma y no te agotas, saldrás por ti mismo en cuanto la corriente se debilite.

20 Thoughts on “¿Y si el mar me arrastra?

  1. Pingback: Un socorrista excepcional - Emergencies Setmil. Socorrismo Acuático

  2. Pingback: En seco y en mojado... ¿colaboramos? - Emergencies Setmil. Socorrismo Acuático

  3. Pingback: Corrientes de resaca: ¿qué hacemos los socorristas? - Emergencies Setmil. Socorrismo Acuático

  4. Pingback: Los diez mandamientos del socorrista - Emergències Setmil. Socorrismo

  5. Pingback: Los consejos de los viernes - Emergències Setmil. Socorrismo

  6. Mariela on 23 enero, 2017 at 17:48 said:

    Genial explicación! Muy clara y precisa. Muchas gracias

  7. Carlos on 20 abril, 2017 at 4:30 said:

    Gracias, una explicación genial a un problema de muchos turistas que nos gusta el mar sin conocer los verdaderos peligros. Abrazo grande, el Moustro de Arroyo Seco Argentina

  8. Triptico on 8 julio, 2017 at 18:03 said:

    Gracias una gran explicación.

  9. Me voy iniciando en el mundo del socorrismo por gusto en vacaciones. Solo tengo una duda y me gustaría que me compartieran sus experiencias.
    Qué hacer en caso de que la víctima por el mismo temor te empiece a ahogar? Que han hecho ustedes?
    Gracias, un saludo.

    • Emergències Setmil on 14 julio, 2017 at 9:56 said:

      Hola Berthy:
      Los socorristas aprenden técnicas de rescate para evitar esa situación. Tenemos formas de coger a la víctima que impiden que nos sumerjan, nos ayudan también los dispositivos de rescate que usamos para ayudarnos a la flotación y también para que las personas en problemas se sujeten a ellos.
      Gracias por tu comentario
      Saludos

  10. Eliana on 13 julio, 2017 at 18:54 said:

    Excelente artículo. Ayer vivimos una situación así. Una corriente de resaca arrastró a tres sobrinas mías junto al papá. Dos de ellas salieron inconscientes y tuvieron q ser hospitalizadas. Gracias a Dios que habían rescatistas y actuaron rápido.

    • Emergències Setmil on 14 julio, 2017 at 9:58 said:

      Todas las estadísticas indican que las playas con servicio de socorrismo son más seguras.

  11. Eliana on 13 julio, 2017 at 18:56 said:

    Excelente artículo. Ayer vivimos una situación así. Una corriente de resaca arrastró a tres sobrinas mías junto al papá. Dos de ellas salieron inconscientes y tuvieron q ser hospitalizadas. Gracias a Dios que habían rescatistas y actuaron rápido y ya están fuera de peligro. Pero fue aterrador ver como el mar los alejaba cada vez más y los gritos desesperantes de todos.

  12. humberto barajas on 18 noviembre, 2017 at 8:16 said:

    gracias por su explicacion hoy tuve el susto de mi vida afortunadamente nos sacaron a tiempo ya nos habiamos agotado de tanto nadar y apunto de entrar en panico yo trate de tranquilizarme y nadar en ratos de muertito para descansar eso me ayudo mucho.

  13. Hace tiempo me paso eso en el mar, intente nadar y perdí la calma me desespere y no savia que hacer lo peor de todo es que no nomas fui yo, también estaba mi hermano menor yo mido 1.88 (soy alto) recuerdo que no atrapó la ola y rápidamente levante el cuerpo el agua me llegaba como a la garganta y mi hermano no se veía, cuando la ola bajo estaba tirado gritando, recuerdo su rostro era el de un niño en pánico (no había socorristas) la ola se calmo de milagro y salimos mi hermano llorando y yo pensativo por el que hubiera pasado si no se hubiera calmado la ola seguramente no estuviera pláticando mi experiencia. Gracias por la información

    • Emergències Setmil on 3 abril, 2018 at 11:22 said:

      Gracias a ti por contarnos tu experiencia. Ahora ya sabes como actuar, pero sobretodo… prudencia

    • Edy Lopez on 6 abril, 2018 at 19:38 said:

      Si eso es horrible, a mi esposa le paso y estaba a un metro de ella gracias a Dios no intente ayudarla, eso hubiese empeorado la cosa, y decidimos no meternos más al mar, es traicionero jajaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Post Navigation